miércoles, 26 de febrero de 2014

Placer....

El sexo es una de las nueve razones , que me atraen a ti ...
Una tu alma que me atrapa con cada expresión de tu cuerpo...
Dos tu voz que hace música de tus palabras sacadas con pasión...
Tres tu mirada ,prados vírgenes con rió cruzándose para mi espíritu limpiar...
Cuatro tus manos que con su roce lo que la primavera hace con los cerezos producen...
Cinco tu escuchar pues el silencio es acompañante de tu 
sonrisa que hace quitar todo mal venido....
Seis tu andar que hasta el mas vuelo de libertad hace que el tuyo sea solo un aprendiz mirando...
Siete tus pechos , perfecta armonía entre el erotismo y la madre naturaleza.....
Ocho que decir de tus labios, tus labios que invitan a ser besados y no parar de hacerlo , a ser acariciados con caricias de mi lengua para ser lubricados y volver a besarlos....
Y como digo , el sexo es una de las nueve razones , la novena , pues hacer el amor contigo es jadeos, gemidos,suspiros de dos cuerpos enlazados
destilando sexualidad ,tenerte,sentirte, excitada ,llenarte de mi , muy mojada estar y volverte a besar -Ver tus cabellos desparramados en el lecho y como siempre  en tus labios se enmarcaban tu sonrisa pícaramente, pedías mas..ver tu rostro, sentír tus manos
y colocándote sobre mi empalándote con descaro
sintiendo como me apretabas,sintiendo como me estabas cabalgando, moviéndote con lujuria. Besándote, yo , acariciando tus areolas,despertabas más deseos y me ibas empapando.
Tu boca se unió a la mía en el momento adecuado las lenguas entrelazadas
los sexos emparejados,solo uno somos..Nos movíamos, jadeábamos,
solos con el original pecado de  derramar nuestros flujos entre resuellos ahogados.Llegan las ultimas convulsiones fueron más y más sentidas como la piel contra piel que se rozaban en la agonía ,más gozosa, más deseada del orgasmo compartido y esa última sonrisa mientras de mi te salías y con tu lengua seguías pues mas y mas querías...Una mirada , la tuya y la mía...y de la noche se hizo el día.. y del día....nuestra junta  vida.
® 2014 © Cesar O'Nada

1 comentario:

Ame dijo...

No sólo cuerpos, también fusión de almas, importante para sentirse satisfechos de ver nuestro reflejo desde sus ojos.
Un abrazo